Shinobi Taisen
Élite 22/36
Hermanos 1/6
Directorios 0/12
Últimos temas
» Seven Capital Sins - Élite
Dom Oct 23, 2016 7:26 pm por Invitado

» Lost Soul [Normal]
Miér Oct 12, 2016 6:31 am por Invitado

» NARUTO SHINSEKAI
Mar Sep 13, 2016 12:52 am por Invitado

» One Piece Sea Emperors | Estatus de afiliación
Sáb Ago 06, 2016 9:55 pm por Invitado

» Riop :: Rol Interpretativo de One Piece (Afiliación normal)
Miér Ago 03, 2016 10:01 am por Invitado

» The Show Must Go On [Cambio de botones - Normales]
Dom Jul 24, 2016 12:56 am por Invitado

» [Normal] ♕ Return Of Kings
Sáb Jul 23, 2016 4:58 am por Invitado

» Laralalalaalla
Vie Jul 22, 2016 10:01 pm por Administracion

» Buscando rol
Miér Jul 20, 2016 7:42 pm por Reiruk


Canes descontrolados {Rango D}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Canes descontrolados {Rango D}

Mensaje por Reiruk el Jue Jun 16, 2016 5:30 am

Spoiler:
Misión: Canes descontrolados {Rango D}
Lugar: Calles de Suna
Descripción: Durante la noche unos canes han escapado de las manos de sus dueños. Se han esparcido por todas las calles de la aldea, refugiándose en algunas viviendas.
Objetivo: Deberás buscar por los alrededores los perros extraviados. Debes cuidarte de no ser alterarlos demasiado, ya que suelen ser muy violentos si se ven amenazados.
Líneas: 40
Recompensas: 50 PE + 500 Ryos

Unos fuertes ladridos irrumpían en la paz y tranquilidad que se había apoderado de la fría noche en la aldea oculta entre la arena, se escuchaban gritos de auxilio, peligro y precaución pues los pocos aldeanos que estaban en las calles debían correr a sus casas y trancar sus puertas. Al parecer perros grandes, y en algunos casos violentos, andaban sueltos por toda la aldea lo que llego a causar cierto alboroto. Esto sería un trabajo no oficial, más bien un favor que se haría de forma clandestina pues serviría como parte del entrenamiento de un joven asesino. Inmediatamente el alboroto inicio, los padres del joven Sataji decidieron darle las ordenes claras y precisas de buscar los seis perros que faltaban de forma que nadie se diera cuenta quien lo hizo pues ese era el requisito para ganarse la paga que se le prometió. Sus padres eran de los mejores asesinos y así quisieron criar al chico, como el único sucesor de la tradición y alguien que fuera a ser mucho mejores que ellos, cosa que quizás pueda cumplirse.

Eran las diez de la noche y el muchacho se estaba alistando, cubría todo su cuerpo de ropajes de color negro, a excepción de los ojos, para evitar que otros le reconozcan, tomo sus herramientas y se marchó hacia su destino. Anduvo por las calles una media hora hasta que pudo dar con el rastro de dos perros, estos aparentemente andaban juntos y no estaban muy lejos de la ubicación actual pues su rastro se dirigía hacia un callejón sin salida. Sataji, moviéndose por las sombras podía hacer su trabajo, se ocultaba en los techos, stands, callejones, cualquier lugar donde nadie suele dirigir la mirada. Tras seguir el rastro que encontró en la calle, pudo dar con los primeros dos perros, estos no pudieron sentir a Sataji pues él no tenía olor corporal, el joven lanzo desde un techo hacia los perros ocultos en el callejón un par de dardos y procedió a recogerlos y depositarlos en el medio de la calle más cercana de forma que nadie lo viera y pudiera asechar a los canes cuando fueran a recogerlos.

Ya solo le faltaban cuatro perros, aquellos animales de cuatro patas fueron buenos con su rastro, sin embargo, Sataji era bueno para seguirles el paso pues el olor a perro eran algo que no podían evitar y que el joven shinobi podía percibir con facilidad pues era la única ventaja que tenía frente a su objetivo en esta ocasión. Luego de unos treinta o cuarenta minutos Sataji pudo parar con el rastro de otro perro, repitió el mismo proceso varias veces hasta que al cabo de una hora y media solo le restaba un perro. El perro restante no aparecía por ningún lado, por lo que buscar se volvió inútil, el joven shinobi decidió empezar desde el punto de partida de los perros tras escuchar a las personas hablando de donde habían salido pudo saber cuál fue el punto. Al llegar allí pudo ver los seis perros jugando con su amo, lo cual le pareció algo realmente molesto pues había perdido tanto tiempo para nada buscando a ese estúpido perro.

Al volver a casa sus padres le comentaron sobre un detalle que olvido, el siempre empezar desde el punto de partida, ellos quedaron un poco decepcionados, pero aun así le dieron su paga. Finalmente, el joven Sataji pudo disfrutar del resto de la noche tranquilo en casa luego de darse un baño e irse a dormir hasta temprano en la mañana donde empezaría su jornada nuevamente como todos los días. En cuanto a sus padres, ellos solo pensaban en nuevos métodos de tortura pues al encomendar esta primera tarea a su joven y ver que le resulto problemática sintieron la necesidad de crear métodos de tortura y preparación más exigentes pues querían ser un pilar importante en el futuro del joven Nara y su camino a ser el mejor asesino.



Spoiler:

-Hablo-  (pienso)  -otros-

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.